Riesgos en el día a día

Desde siempre he tenido precaución en mi día a día (menos al cruzar los semáforos del barrio, lo reconozco). Quizá esta preocupación por evitar daños innecesarios me ha traído derecha al mundo de la prevención de riesgos.

Cuando hablo con mis amistades y les digo lo fascinante que me parece el mundo de la prevención siempre piensas que hablo exclusivamente por la prevención en el trabajo. No entienden la prevención de una forma global en su día a día y la realidad es que cada día nos enfrentamos a muchos riesgos que podríamos evitar con un simple vistazo a nuestro alrededor.

Pensemos en los cinco grandes riesgos que podemos encontrar en un lugar de trabajo común:

  • Caídas al mismo nivel
  • Caídas a distinto nivel
  • Cortes y golpes contra objetos
  • Riesgo eléctrico
  • Intoxicación

Y ahora analicemos cada riesgo.

  •  Caídas al mismo nivel: se producen por culpa de tropezones, objetos mal guardados, resbalones, no llevar el calzado adecuado… y que pasa si entramos en la ducha sin limpiar el suavizante que hay en el suelo? O si corremos con las zapatillas rotas o los cordones de los zapatos desabrochados? Y si vamos whatsapeando? Este riesgo es más común en nuestro día a día que en el lugar de trabajo. Por qué? Muy fácil, en nuestro lugar de trabajo somos más meticulosos y cuidadosos con el orden o al realizar tareas. Vileda se mató al resbalar en la ducha [noticia on-line]

 

  • Caídas a distinto nivel: es consecuencia de la caída de una persona des de altura. Esta altura puede ser pequeña (un escalón de 20 cm) o grande (una escalera de unos 2 metros) pero el resultado puede ser mortal. Y ahora estaréis pensando, “yo en mi día a día no me subo a escaleras, no puedo caer, eso solo le pasa a los albañiles”. Error! Cuantas escalones (de casa, de un restaurante, del parking, de la cera…) os habéis “comido” por ir distraídos por la calle? Cuantas veces os subís a un tambuerete inestable para alcanzar un vaso de la cocina “porqué es solo un momento”? Estos pequeños despistes pueden ser muy importantes. Investigan si una caída en su casa provocó la muerte de una sexagenaria en Lores [noticia on-line]

 

Llegados a este punto espero que vuestro cerebro esté en alerta roja y escandalizado por lo absurdo de muchos accidentes cuotidianos pero faltan tres puntos. Vamos allá:

 

  • Cortes y golpes contra objetos: este riesgo existe al manipular herramientas cortantes (riesgo de corte) o cualquier tipo de objeto (riesgo de golpe). Ese cuchillo puesto mal en la encimera de casa puede caer en el pie.. de punta! O ese armario abierto para coger un plato puede darnos un buen chichón. Y que me decís de dejar las tijeras de costura en el sofá un momento mientras vamos al baño? Luego al sentarnos podemos tener una amarga sorpresa. Miley Cirus se corta un dedo por accidente [noticia on-line]

 

  • Riesgo eléctrico: este riesgo está producido directamente por el contacto eléctrico. En los trabajos de construcción, albañilería y similares es un riesgo muy presente. Pero, y en casa? Existe este riesgo en nuestra vida diaria? Si y mil veces sí. Cambiar una bombilla sin cortar la luz, intentar ahorrar en electricista y hacer una chapuza, colocar aparatos electrónicos cerca del agua, tocar enchufes con las manos mojadas.. Cuantas mujeres se secan el pelo en el baño, descalzas y con las manos mojadas? La electricidad no se ve a simple vista pero está muy presente en nuestro día a día y es un riesgo muy grande sobre todo para los más pequeños y nuestras mascotas. No olvidemos la naturaleza curiosa de las personas. Yo misma con 10 años probé de cortar un cable con las tijeras, evidentemente la chispa en los dedos y el daño no se me va a olvidar jamás (y eso que yo era la buena de la familia!) Un menor de 12 años muere electrocutado en Almería [noticia on-line]

 

  • Intoxicación: se produce cuando entra en contacto con el organismo una substancia toxica o contaminante. Este riesgo se encuentra mayoritariamente en empresas químicas o lugares de trabajo que están en contacto con distintas substancias. Si trabajas en una oficina o estás en tu casa no sufras. A no ser que le hayas sacado la etiqueta a la lejía o hayas puesto aguarrás en una botella vacía de agua. Entonces sin querer puedes tener un pequeño gran problema. El intoxicado por beber lejía estará ingresado hasta mitad de semana [noticia on-line]

Quizá por la novedad, quizá por la ilusión de estudiar algo que me gusta, quizá mi cerebro que procesa mil cosas a la vez, la verdad es que no sabría decir el porqué pero al llegar a un sitio lo primero que hago es echar un vistazo rápido y analizar los riesgos que hay a mi alrededor e intentar evitarlos. Como habéis visto hay muchos riesgos absurdos en nuestro día a día que podemos evitar. Cómo?

CON PRECAUCIÓN, PREVENCIÓN Y SENTIDO COMÚN! Haz de tu casa un sitio tranquilo donde relajarte, no un sitio desordenado y lleno de peligros que se pueden evitar con un poco de cuidado.

 

Des de aquí os animo a hacer de vuestro entorno un sitio más seguro para vosotros y los vuestros.

 

El conflicto como herramienta de cambio

En nuestro día a día pasamos por distintas situaciones y rechazamos formar parte de muchos conflictos, unos más habituales, otros más extraños, pero sea cual sea su naturaleza nuestra tendencia es la de evitarlos a toda costa.

Según la RAE un conflicto puede ser un enfrentamiento armado, una situación desgraciada de difícil salida, un problema, una cuestión o una materia de discusión o la coexistencia de tendencias contradictorias en el individuo. A priori lo que vemos es que el principal problema es el de entender el conflicto como sinónimo de pelea o discusión. No sólo se trata de esto, un conflicto va más allá. Los conflictos son una herramienta de aprendizaje, de trabajo y de descubrimiento.

Entonces… ¿los conflictos son buenos o malos?

Los conflictos generan ruptura, pueden llegar a negar el proceso personal, generan emociones intensas, reacciones imprevisibles, enfrentamientos, actitudes hostiles, la comunicación se pierde, crece el poder en una parte del grupo y disminuye en otro, se producen juicios erróneos sobre otros, aparecen prejuicios… Con toda esta lista de aspectos negativos,  ¿seguro que existen los aspectos positivos?

Pues sí, sí que existen y superan en creces a los aspectos negativos. El conflicto es una herramienta de cambio, dinamiza los procesos de aprendizaje, estimula la curiosidad y el interés, cohesiona los grupos, estimula la creatividad, fomenta la comunicación del grupo y el trabajo en equipo y genera evolución en los grupos.

Dicho esto y como indica el título de nuestro post hoy vamos a ver la parte positiva de los conflictos.

CONFLICTO: HERRAMIENTA DE CAMBIO

Como psicopedagoga puedo afirmar que el conflicto es una herramienta de cambio, sobretodo en referencia a los grupos. Evidentemente podemos encontrarnos delante de aspectos positivos del conflicto (nuevas ideas, cambios) o efectos negativos (disolución de un grupo, tensión). Pero en general, cualquier evolución derivada de un conflicto que se produzca en un grupo será positivo para el mismo.

El conflicto es vital para los grupos, es la herramienta que los mueve, que provoca su crecimiento, su mejora o su desaparición para la posterior creación de otros grupos más acordes con las características y necesidades de las personas que lo forman. Cabe destacar que una misma persona pertenece a tantos grupos como círculos a los que pertenece.

Por lo tanto no solo tenemos que trabajar con el conflicto, lo tenemos que generar y reconducir en beneficio del grupo. ¿Cómo lo haremos? En general el conflicto nos va a servir para plantear retos, debates o situaciones complicadas que se han de resolver.

APROVECHAR EL CONFLICTO

En general debemos aprovechar los conflictos en beneficio del grupo, generando espacios de debate y de reflexión donde poder convertir los conflictos y discrepancias en oportunidades de cambio y crecimiento personal y profesional.

En el ámbito formativo (como formadores y orientadores) el conflicto nos va a servir para acercar posturas contradictorias, para generar debate y sobre todo para conseguir cambios conductuales (uno de los grandes retos en la PRL). Uno de los grandes hándicaps de la formación de adultos en PRL recae sobre este mismo punto. ¿Cómo podemos conseguir cambios en la actitud de los trabajadores? ¿Cómo podemos hacer entender que una conducta que llevan años llevando a cabo ha de cambiar? El conflicto nos permite crear situaciones en el aula (o el espacio formativo) que generen inquietudes en los adultos que permitan abrir camino a la duda. ¿Y si estaba equivocado? En este punto es cuando se genera el cambio.

En el ámbito laboral los conflictos nos sirven para avanzar, para sortear problemas y para generar equipos de trabajo. EL trabajo que se realiza siempre responde a una necesidad concreta creada directamente por un conflicto, por una situación problemática que se ha de solucionar. En el ámbito laboral el conflicto ha de verse como un reto a superar. En este ámbito el empresario o jefe es el responsable de aportar las herramientas y el espacio necesario para involucrar a todos los miembros del equipo en el trabajo de forma que puedan resolver y convertir los conflictos en beneficios para la empresa y para uno mismo.

Llegados a este punto es importante remarcar que aunque el conflicto siempre tenga una parte positiva depende de nosotros encontrarla y sacarle el máximo provecho para la situación actual y para situaciones futuras.

Si hablamos de conflicto dentro de la vida personal (fuera de los grupos de trabajo, de empresa y dentro de los grupos familiares y personales) es la propia persona la que ha de poder convertir el conflicto en una fuente de aprendizaje y canalizar la parte positiva y evolutiva del conflicto en beneficio propio o del grupo con el que este. En cambio en el ámbito laboral o de formación ha de ser la institución, el líder, el superior o el formador el que aporte las herramientas necesarias para que los trabajadores puedan crear un clima de confianza, trabajo colaborativo, cooperación y dialogo para poder elevar los conflictos de problema a solución.

EL CONCEPTO NEGATIVO DEL PROPIO CONCEPTO

Hemos empezado el articulo definiendo la palabra conflicto. Pero, ¿cuándo podemos empezar a hablar de conflicto? ¿Cuándo empieza? La clave para entender el conflicto como positivo o negativo, y así poderlo abordar, es precisamente el inicio del conflicto. Como ya hemos visto la palabra “conflicto” en si misma tiene relacionados conceptos como oposición, incompatibilidad o enfrentamiento. Y es esta misma oposición la que enriquece el trabajo, la incompatibilidad se puede redirigir y aprovechar los distintos puntos de vista que aporta y los enfrentamientos pueden ser cordiales o el inicio de un debate rico en ideas.

La connotación negativa de la palabra nos hace catalogarla directamente como algo malo, algo que hay que evitar. Pero el conflicto nos permite no solo avanzar, nos permite aprender, progresar y prepararnos para situaciones similares que se darán en un futuro. Si somos capaces de resolver un conflicto en un momento determinado este nos aportará las herramientas y la experiencia necesaria para volver hacerlo en un futuro (aspecto muy importante en las formaciones). En el caso contrario en el que no seamos capaces de superar el conflicto, esta misma experiencia nos ayudará a poder abordarlo de una mejor forma cuando nos volvamos a encontrarnos con el.

Aunque en un primer momento podamos quedarnos con un sabor amargo delante de un conflicto lo que aprendemos a raíz de él supera en creces ese sabor. Somos como somos por las experiencias que nos ha tocado vivir y tenemos que aprovecharlas a nuestro favor y usarlas para nuestro crecimiento profesional y personal.

RIESGO PSICOSOCIAL DEL CONFLICTO

Aunque ya hemos visto la parte positiva del conflicto y como aprovecharla en beneficio común no tenemos que olvidar que existe un riesgo psicosocial importante si la situación generada a raíz de un conflicto no se gestiona adecuadamente.

Un conflicto mal llevado o acentuado por una mala gestión personal y profesional del mismo nos puede llevar a presenciar situaciones de violencia (verbal, física o psicológica) que suponen un riesgo psicosocial para los trabajadores o alumnos a los que afecte la situación.

Las organizaciones, los formadores, los maestros, los padres… todos ellos tienen una misión importante en referencia a los conflictos: son los encargados de dar las herramientas y los recursos que ayudarán a los trabajadores, alumnos e hijos a gestionar de forma correcta sus emociones y sus conflictos para evitar situaciones de violencia.

RESUMIENDO…

Como profesionales de la prevención y la formación los conflictos nos sirven para generar cambios en las actitudes de los trabajadores, para trabajar los distintos puntos de vista y, en general, para enriquecer al grupo/equipo.

No podemos olvidar todo lo tratado anteriormente: la parte negativa de los conflictos siempre estará presente. Nuestro trabajo está precisamente en poder convertir toda esta parte negativa en situaciones que nos aporten beneficios grupales e individuales.

Y recuerda:

  • Una buena gestión es la clave para conseguir generar cambio a partir del conflicto.
  • Se han de facilitar las herramientas y los recursos necesarios
  • Un buen clima de trabajo es básico para generar espacios de diálogo y cooperación

La orientación Profesional

Aunque el blog nace con la idea de trabajar asuntos relacionados con la prevención laboral creo que es importante hablar también de aspectos relacionados con la ocupación y la formación.

Uno de ellos es la orientación laboral. Si trabajamos en aquello que nos gusta, ¿no es mas probable trabajar a gusto y por consiguiente evitar riesgos como el burnout, el estrés, la fatiga, la desmotivación…?

DEFINICIONES DE ORIENTACIÓN PROFESIONAL

¿Qué es la orientación profesional? ¿Cómo la podemos entender? vamos a ver distintas definiciones de este término:

  • “La orientación profesional es la selección de la preparación para y la colocación en la vida laboral” A. Fletcher (1913)
  • “La orientación profesional… Es un método que tiene por fin informar al sujeto sobre las aptitudes que posee y designarle la carrera que ponen más de relieve las aptitudes descubiertas… será verdaderamente un método científico en el momento en que conozca a fondo todas las profesiones desde el punto de vista de las aptitudes requeridas para ellas, y sepa descubrirlas en los individuos” Walter (1935)
  • “Asistir al alumno para elegir una ocupación, a prepararse para ello. Ingresar y progresar en ella” National Guidance Asociation ( 1937)
  • “La ayuda prestada a un individuo para resolver los problemas referentes a la elección de una profesión y al progreso profesional, habida cuenta de las características del interesado y de la relación entre éste y las posibilidades del mercado de empleo.” Conferencia General de la OIT (1949)
  • “La orientación es el proceso mediante el cual se ayuda a una persona a desarrollar y aceptar una imagen completa y adecuada de sí mismo y de su papel en el mundo laboral, a poner a prueba este concepto frente a la realidad cotidiana y a convertirlo en una realidad para su satisfacción personal y para beneficio de la sociedad.” Super (1951, p. 92)
  • “orientar NO ES: Encaminamiento cierto…, dirección…, imposición de puntos de vista…, tomar decisiones por otro…, llevar las cargas de la vida de los demás…, proporcionar noticias definitivas…, acto científico que transforme los datos en conclusiones de valor general.” Fernández Huerta (1959, p. 12)
  • “Para mí transformación significa liberar al individuo de las opciones profesionales tradicionales, no sólo en lo que respecta al sexo, sino también a la clase social, a la raza, etc. La domesticación representa el reverso de la medalla. En este caso hacer creer a los estudiantes que la mejor opción es conformarse, o por lo menos se trata de alentarles a apartarse de la tradición. Por ejemplo, no se pretende que las muchachas aspiren a un empleo de tiempo completo, sino más bien a una actividad que puedan dejar fácilmente para casarse, tener hijos y dedicarse a otras tareas familiares.” Kann (1988, p. 510)
  • “La orientación es el proceso de ayuda a los individuos encaminado a dotarles de recursos que les permitan un conocimiento de sí mismo, de las oportunidades laborales a su alcance y, en consecuencia, una toma de  decisiones consciente dirigida hacia su realización personal y social, mediante el desempeño de una profesión.” Rodríguez Diéguez (1989, p. 45)
  • Conjunto de procesos, técnicas y servicios múltiples, planificados para ayudar a una persona a conocerse a sí misma, a actuar en consecuencia, a conocer las oportunidades del mundo laboral, educativo y del ocio, y a desarrollar destrezas para tomar decisiones cara a organizarse la propia vida profesional.” (Rodríguez Moreno, 1991, p. 206)
  • “… el desarrollo profesional ha de tener en cuenta que la persona es un miembro de un contexto socio-laboral y supone unas aptitudes de preparación personal, intentando la propia formación para cumplir los roles profesionales específicos y también pasa por conseguir las condiciones que hagan posible un trabajo satisfactorio para la persona”. (Hoyle citado en Gallego Matas, 1999: 14)
  • La ORIENTACIÓN PROFESIONAL es un proceso sistemático de ayuda dirigida a todas las personas en periodo formativo, de desempeño profesional y de tiempo libre, con la finalidad de desarrollar en ellas aquellas conductas vocacionales que le preparen para la vida adulta, mediante una intervención continuada y técnica, basada en los principios de prevención, desarrollo e intervención social con la implicación de los agentes educativos y socio profesionales (Álvarez González,1999 “Orientación Profesional” Codecs, Barcelona)
  • “… No podemos educar desde el vacío, sino con nutrientes culturales; tampoco podemos educar para el vacío, o para una sociedad inexistente, sino para habilitar a los sujetos para que entiendan y puedan participar en su cultura, en las actividades de la sociedad, en la contemporaneidad de su mundo, de su país y de su tiempo” (Gimeno, 2000: 24-25).
  • “La Orientación profesional puede definirse como un proceso de apoyo a la toma de decisiones individuales profesionales y formativas que trata de conciliar las condiciones individuales de la persona (aptitudes, motivación, intereses) con las oportunidades externas existentes (tanto profesionales como formativas)” M. Begoña Arenas Romero (2003)

NUESTRA DEFINICIÓN

El concepto de Orientación profesional se encuentra en constante evolución ya que intenta dar solución a una realidad social cambiante y en constante movimiento. De todas las definiciones anteriores podemos quedarnos con 3 ideas básicas:

  • Naturaleza de la orientación: proceso de apoyo y acompañamiento
  • Objeto de la orientación: toma de decisiones individuales, profesionales y formativas
  • Objetivo de la orientación: conciliar las condiciones individuales de la persona (aptitud, motivación e intereses) con las oportunidades externas que existen (profesionales o formativas).

Aunque pueda parecer que la orientación profesional es un invento moderno no es así. Platón ya proponía una especialización en el trabajo y más adelante, Ramon llull (s.XIII) proponía una clasificación de profesiones con una descripción de las habilidades necesarias para llevarlas a cabo. Ya en el 1949 se deja de ver la orientación profesional como el paso previo a la colocación de la persona en el mundo laboral, va mas allá y se entiende la orientación profesional como una herramienta de formación y progreso profesional.

A nivel psicopedagógico se habla de educación a lo largo de toda la vida. Si hablamos de educación continua, ¿por qué no hablar de formación continua? Nuestra sociedad pide formación constante a sus miembros (nuevos objetivos, nuevos retos, nuevos puestos de trabajo…), cambia de criterios o incluye nuevos per permiten seleccionar a las personas más aptas para un lugar de trabajo (dominio de idiomas, de informática…).

Con el cambio de modelo social se han cambiado también las exigencias de la sociedad hacia las personas y las tareas que desarrollan. En este punto es importante instruir a todas las personas que ya están dentro del mercado laboral o quieren entrar en él, ayudar-las a adaptarse a estos cambios y aprovechar al máximo sus habilidades y destrezas en beneficio propio y de la empresa.

En definitiva: la orientación profesional tiene como objetivo sacar lo mejor de cada  uno, trabajando en la prevención de las dificultades que puedan encontrarse y fomentando sus habilidades. Sólo así conseguiremos trabajadores y personas adaptadas a su contexto más cercano y aptas para crecer a nivel personal y a nivel profesional.

LA ORIENTACIÓN Y LOS RIESGOS LABORALES

Vivimos en una sociedad en cambio constante. Este hecho nos condiciona más de lo que pensamos. Actualmente la formación profesional no es un hecho puntual en la vida de un trabajador, se produce a lo largo de toda su vida laboral. Este hecho marca un antes y un después: Pasamos de aprender un oficio para hacerlo durante toda la vida a pasar por varios puestos de trabajo de distinta naturaleza. Las personas cambian de vida, de trabajo, de perspectiva y de necesidades continuamente y por ese motivo necesitan herramientas que les ayuden a adaptarse a las nuevas situaciones que viven.  La orientación profesional otorga a la persona el carácter de sujeto activo que puede mejorar para adaptarse y aprovechar al máximo todo lo que le rodea. Esto incluye las aptitudes y actitudes profesionales. La orientación a lo largo de la vida pasa  a ser un punto de encuentro entre las exigencias del individuo y las oportunidades externas.

La educación permite a la persona desarrollarse en 4 aspectos básicos: conocerse a uno mismo, aprender a vivir con los otros, aprender a hacer y aprender a ser (Delors,J (1996) La educación encierra un tesoro: informe UNESCO). Es por ese motivo que se hace necesaria la incorporación de herramientas en el día a día de las personas (y sobretodo de los trabajadores). La capacidad de adaptación es básica para sobrevivir en el mundo laboral. La Una vez más Darwin y su teoría de la selección natural nos pueden ayudar a entender la importancia de la orientación profesional. La orientación profesional nos ha de permitir ofrecer a cada trabajador las herramientas necesarias para superar su día a día y hacerlo más fuerte en un entorno laboral cada vez más exigente y más agresivo. Con la demanda a la baja de nuevas ofertas laborales las empresas buscan a las personas más aptas, a las más fuertes.

Cada vez estamos más concienciados de que la prevención de riesgos laborales va mas allá de evitar accidentes físicos. También consiste en prevenir accidentes psíquicos como el estrés, la depresión, el síntoma de estar quemado… Para prevenir estas situaciones usamos LA FORMACIÓN y la ORIENTACIÓN o coaching.

Y recuerda…

La formación es la palabra clave de la prevención de riesgos. Si formamos a los trabajadores serán más competentes, estarán más concienciados de los peligros que les rodean, estarna más preparados para aprovechar al máximo su entorno… ¡serán más EFICIENTES! ¿Y no es la eficiencia y la adaptación lo que busca la orientación profesional?

Orientar a las empresas para que logren la excelencia en Prevención de Riesgos Laborales es la clave para el propio éxito de la empresa y de los trabajadores